El Sindicato Nº 2 de Supervisores de Collahuasi cierra un año positivo, aunque con preocupación por desvinculaciones asociadas a temas de seguridad

El 2018 está llegando a su fin y con ello arrancan los balances sobre el año que nos deja. Al respecto, desde el Sindicato Número 2 de Supervisores de Collahuasi califican los últimos 12 meses de forma positiva por el Contrato Colectivo alcanzado, aunque con un dejo de preocupación por las desvinculaciones asociadas a temas de seguridad.

El Secretario del Sindicato, Víctor Riesco, aseguró que “consideramos que fue un año positivo, aunque complicado. Partimos con el proceso de la negociación anticipada y eso generó el nuevo Contrato Colectivo”.

Pese a esto, lamentó que “durante el año tuvimos una serie de desvinculaciones puntuales y muchas de ellas tuvieron que ver con temas de seguridad, en los que personal fue desvinculado luego de una investigación. Para nosotros eso no es una buena señal, obviamente muchas de las situaciones pueden ser por responsabilidad de los supervisores, pero otras no. El tema pasa por los criterios que se utilizan en estos casos”.

Más allá de esto, expresó que “lo que destacamos es que se ha ido integrando gente nueva a Collahuasi y eso para nosotros es bueno porque se trata de personas que ven que el Sindicato es una buena alternativa para su vida laboral”.

Respecto al Convenio Colectivo, Riesco detalló que “durante los meses de febrero y marzo se llevó a cabo la segunda negociación de Collahuasi dentro del marco de la reforma laboral y se solicitó un formato de negociación distinta, por lo que se llevó a cabo con algunas consideraciones especiales, no tan estricta como si fuese reglado”.

Gracias a esto, destacó que “la instancia de trabajo fue agradable, aunque igual no pudimos lograr puntos interesantes. Lo que sí, se cambiaron algunas cosas en cuanto a las variables de los bonos mensuales y trimestrales, lo que durante este año nos ha permitido, antes de la entrada en vigencia del Contrato Colectivo, consolidar algunos puntos que no creíamos posibles. Así que la evaluación es positiva”.

Asimismo, detalló que “en cuanto a beneficios se lograron mejoras en el tema escolar, con un bono de útiles, así también, con la posibilidad de que los cónyuges puedan acceder a un programa especial de estudios, esta es una iniciativa similar a la que tiene el Sindicato número 1, así que esperamos que sea bien utilizada”.

Finalmente, destacó que “se instauró una nueva cuota donde los no sindicalizados pagan un 100 por ciento, algo que favorece el incremento de fondo de las arcas del sindicato, algo que ayuda a poder realizar nuestras actividades sociales”.

No hay comentarios