Organizaciones medioambientales denuncian negocios entre el Estado y AngloAmerican

A través de un inserto en el diario La Tercera, llamado “AngloAmerican y la captación de la ciencia”, diversas organizaciones medioambientales denunciaron un conflicto de interés entre la minera y el estado al financiar proyectos científicos estatales de la Agencia Nacional de Investigación y Desarrollo de Chile, ANID. 

Las organizaciones sospechan al financiar estudios científicos estos pueden ir “en favor de sus propios intereses”, ya que hoy el proyecto Los Bronces Integrado amanezaría con dejar sin agua a Santiago, y pondría en peligro la existencia de glaciares y agua de la capital. 

“El convenio consiste en desarrollar el “Programa de investigación científica de excelencia para la zona de montaña de la Región Metropolitana de Santiago” y considera un aporte de $3,5 millones de dólares por parte de la empresa y lo mismo de la agencia estatal. En la propuesta, Anglo American se compromete a financiar una serie de estudios y becas de doctorado para investigación científica, fundamentalmente en temas de agua y glaciares, en el marco de la búsqueda de una minería sustentable”, afirma el inserto.

“Tememos que la investigación científica financiada por Anglo American, carezca de independencia y pueda ser utilizada en favor de sus propios intereses. Son numerosos los ejemplos donde la participación e incidencia de las empresas en investigaciones científicas ha alterado los resultados de las mismas, como en el caso de las tabacaleras, los transgénicos o los pesticidas, o como en Chile, el caso de Celco y la UC, sobre la muerte de cisnes en el Río Cruces, Valdivia”, afirmaron.

Desde el Sindicato de Collahuasi, su Secretario, Víctor Riesco, señala que “es preocupante lo que se genera en esta denuncia dado que ya hemos visto en el pasado como se influencia a las empresas que tienen que ver con el Estado, para que se beneficie a las empresas”. 

Riesco afirma: “Lo vimos en el caso del Río Cruces y en el informe de la Universidad Católica. Recordemos que la universidad Católica está en Santiago y no en Valdivia o San José de la Mariquina y la muerte de los cisnes se produjo por la liberación de sustancias tóxicas de la forestal, que correspondía al Grupo Copec y que es del Grupo Angelini”. 

Para el Secretario del Sindicato, “esto es parte del modus operandi que tienen las grandes empresas y transnacionales de subvencionar los estudios para que estos vayan en favor de las acciones que las empresas tomen. No es el primer caso y no va a ser el último que veamos. Por esto es importante que el Estado tome conocimiento de estos temas, porque es importante que la ciencia vele por el bienestar nacional y no por el bolsillo de los grandes conglomerados”. 

“Así que esperamos que esta situación se regularice y que sea alguien más quien distribuya estos fondos y para que dicha entidad no pueda hacer estos estudios con sesgo económico”, finaliza. 

No hay comentarios