Tres sindicatos votan huelga en sus procesos de negociación: “Nos falta madurez como empresas mineras”

 Durante los últimos días, tres sindicatos de la industria minera rechazaron las ofertas de la empresa y votaron la huelga: Escondida, División Andina de Codelco y Caserones, lo que involucra a una gran cantidad de trabajadores en riesgo inminente de huelga. 


Respecto de Escondida, cabe recordar que la última negociación generó la huelga más larga de la minería, y que además, generó ruido a nivel de la economía nacional y en el precio del cobre. 

Al respecto, el Director de Comunicaciones de Fesumin, Víctor Riesco, señaló que " de todas maneras hay que analizar si la huelga surge el efecto que se espera o si los trabajadores se pueden ver afectados por este tipo de situación". 

"Recordemos que al llegar a la huelga, los contratos colectivos dejan de ser efectivos y todos los beneficios y figuras asociados a estos contratos dejan de funcionar. Por lo tanto, la huelga sigue siendo la última herramienta para los trabajadores pero hay que saber utilizarla de buena forma. Escondida, la última vez generó esta situación y no fue tan buena para los trabajadores porque estuvieron más de 40 días en huelga. Esperemos que en esta oportunidad la empresa vea cuál es el efecto que puede generar una nueva situación como esta", añade Riesco. 

Respecto a lo que corresponde a la División Andina de Codelco, se ha caracterizado en sus últimas negociaciones por no ser la empresa más dadivosa para con sus trabajadores, aún si el precio del cobre marcó cifras muy altas y aunque los procesos internos que está viviendo Codelco hayan mejorado la productividad y la eficiencia dentro de sus organizaciones. "Es un tema que ya se viene dando hace dos años, respecto de otras divisiones y que lamentablemente ha sido la política de Codelco, la política de no generar cambios importantes en lo que son los contratos colectivos de los trabajadores y sus beneficios", comenta Riesco. 

Asimismo, el Sindicato de Trabajadores de Caserones votó la huelga que se haría efectiva los próximos días. Sobre ello, el Director de Comunicaciones agrega que "es de suma importancia los efectos que esto puede traer en las empresas. Éstas no están preparadas para generar instancias de buenas negociaciones con sus stakeholders internos como lo son sus sindicatos. Ahí vemos que los discursos de las buenas relaciones con los trabajadores pasan a ser simples palabras de buena crianza y no tienen un trasfondo real". 

"Es importante destacar que en Chile, además de la muy baja sindicalización, las negociaciones colectivas parecieran ser unas verdaderas teleseries, unos culebrones venezolanos, y que lamentablemente no llegan a buen puerto, quebrando las relaciones con los trabajadores y también con los sindicatos", agregó. 

Finalmente, Riesco reflexiona que "nos falta madurar como empresas mineras y los ejecutivos deben aprovechar los tiempos que existen. La complejización de las negociaciones pasa porque las partes lleguen a buenos acuerdos y en tiempos adecuados, que no se alarguen en situaciones innecesarias y esa figura falta en nuestro sistema de resolución de conflicto. Esperemos que se llegue a buen acuerdo para ambas partes, en cada una de estas negociaciones,  puesto que sería de bastante importancia tener tres huelgas activas con cientos de trabajadores involucrados". 

No hay comentarios